Proyecto de lectura

Experiencias significativas de trabajo en casa IETA San Pablo

El blog muestra evidencias de estrategias desarrolladas por docentes y estudiantes de la IETA San Pablo, María la Baja, en el marco del acompañamiento del programa Todos a Aprender, durante el confinamiento, entre otras actividades institucionales.

Proyecto de Lectura

  PROYECTO: «LECTURA Y ESCRITURA A PARTIR DE EMPAQUES DE PRODUCTOS  Y LOS SABERES ANCESTRALES».

 PRESENTACIÓN 

La lectura y la escritura como construcción social en éstos tiempos de pandemia nos invita a centrar la mirada en el entorno hogar como escenario de aprendizaje que tiene un gran potencial hasta ahora poco explorado.

Las familias de la comunidad de San Pablo en su mayoría no tienen hábitos de lectura, los niños en el hogar no tienen acceso a libros, algunos padres no saben leer o no han alcanzado estudios básicos y/o superiores que les permitan tener las herramientas para potenciar en sus hijos el gusto y el placer por leer y escribir, sin embargo, cuentan con una gran riqueza cultural propia de las tradiciones africanas que es necesario descubrir y aprovechar; escuchar historias de los abuelos, contar anécdotas, mitos, leyendas, recrear juegos, rescatar canciones de cuna, adivinanzas, dichos propios del pueblo, costumbres culturales ( corridas de caballo, entierros, fiestas) comida y medicina ancestral entre otros.

Cocinando lectura y escritura a partir de los saberes ancestrales es una propuesta innovadora que busca que los niños y niñas de básica primaria y sus familias se acerquen a otro tipo de lecturas que ofrecen los textos multimodales, entre éstos los empaques de productos que están en casa y las recetas de cocina y medicina tradicional, las cuales pueden ser escritas por los niños, así como historias y anécdotas alrededor de la cocina. De igual modo busca que el estudiante se apropie de manera consiente y progresiva de la cultura, por lo tanto, la lectura se convierte en una práctica social que necesita ser potenciada en donde la experiencia oral y escrita les permite a los niños y las niñas desarrollar aprendizajes necesarios en las diferentes áreas del conocimiento, así como habilidades básicas para la comunicación y el placer por leer y escribir.